FINANCIAMIENTO

Las opciones de financiamiento a través del mercado de valores se orientan a empresas que tengan un adecuado historial operacional y financiero que permita establecer la debida capacidad de pago de los valores que se desean emitir. Para tal efecto, ADVFIN S.A. brinda un completo servicio de valoración previa, desarrollo de la estructuración financiera y de la emisión, manejo del proceso de autorización ante los entes de control y, soporte para el mantenimiento y control de pagos hasta su vencimiento, convirtiéndose en un socio estratégico para las empresas.

Montos superiores a 1.000 millones de dólares han contribuido al crecimiento de empresas ecuatorianas a través nuestra asesoría en el mercado de valores.

Los tipos de procesos de emisiones que desarrollamos son:

Emisión de acciones: Las acciones representan propiedad en el capital social de una compañía. La emisión de acciones permite a las empresas obtener capital sin aumentar su nivel de endeudamiento, fortaleciendo así el patrimonio de la compañía. Los fundadores no pierden el poder de decisión mientras mantengan al menos el 51% del capital social de la compañía.

Emisión de obligaciones: Son títulos que representan deuda de la compañía. Este tipo de títulos paga una tasa de interés fija y su beneficio principal respecto a otro tipo de deuda al que pueda acceder la empresa, es que su forma de pago se establece de acuerdo al flujo de caja de la empresa emisora y su plazo puede llegar a ser superior a 4 años. Adicionalmente, este tipo de emisiones permite a la compañía diversificar su deuda con terceros manteniendo sus cupos bancarios.

Emisión de papel comercial: Son títulos de deuda cuyo plazo es menor a 360 días. El programa para la emisión de papel comercial tiene un plazo total de 2 años, durante los cuales la compañía puede realizar colocaciones según sus necesidades de capital de trabajo.

Titularizaciones: Permite convertir activos ilíquidos en títulos valores negociables para obtener liquidez. Estos títulos representan el derecho sobre activos existente o que se espera que existan en el futuro. Se puede titularizar: cartera de créditos, flujos de ventas a realizarse en el futuro, inmuebles, proyectos y valores inscritos en el mercado.

Facturas comerciales negociables: Permite a las empresas negociar en la bolsa de valores sus facturas emitidas, pudiendo obtener liquidez a una tasa de descuento atractiva.